Pasar al contenido principal

Plan International República Dominicana responde tras huracanes 'Irma' y 'María'

El objetivo de la recopilación fue proporcionar a los niños, niñas, familias y comunidades afectadas por las inundaciones del huracán Irma una asistencia humanitaria oportuna para garantizar sus derechos de supervivencia y protección, además de contribuir con la recuperación temprana de la comunidad.

El equipo de Plan International República Dominicana recopiló datos luego del paso del huracán Irma, para evaluar las necesidades en tres provincias de las zonas más afectadas: Puerto Plata, La Altagracia y Azua.

Tras el impacto del huracán Irma y María, 218 familias recibieron bonos de $5,000 pesos (aproximadamente $100) para comprar artículos de higiene y alimentos. Los beneficiarios cambiaron sus bonos, para adquitir los artículos que necesitaban, entre los se priorizaron los mosquiteros, alimentos para niños y niñas, desinfectante, entre otros enseres.

La situación

En la provincia de Azua, en el distrito Municipal de Palmar de Ocoa, unas 400 familias fueron afectadas por una inundación repentina provocada por agua que bajó de la montaña donde se encuentra ubicada esta comunidad.

La mayor afectación se encuentra en la pérdida de bienes básicos de las familias, afectación en la infraestructura de las viviendas y el riesgo de brotes epidémicos.

De igual manera, tras el paso del huracán María, se hizo un levantamiento de información. El 6 y 7 de octubre se estarán entregando bonos a aproximadamente 300 familias en la provincia La Altagracia.

Se planifica como una segunda fase de respuesta, hacer promociones de salud e higiene pues los datos muestran que estos son los temas más vulnerables luego de las inundaciones.